¿Trabajo en casa? Que las cortinas sean tus mejores aliadas

cortinas roller

El trabajo en casa, teletrabajo o el home office, se ha transformado en la tendencia de los últimos años.

Y hoy, frente a la contingencia que vive el mundo por la pandemia del Covid-19, esta forma de trabajo ha pasado a ser la constante en cada hogar.

Sin embargo, esta última situación a muchos los pilló desprevenidos, teniendo que improvisar algún espacio en el hogar para desarrollar la labor a distancia.

Ante esto, es esencial poder parar un momento y analizar si ese espacio elegido, cumple con las características necesarias para hacer rendir la mente al 100%.

Una mesa grande, una silla cómoda, poco ruido, el aire adecuado y un ambiente limpio, podría ser lo primero que se viene a la mente cuando pensamos en una oficina en casa.

No obstante, muchas veces existen condiciones que pasamos por alto, más aún, trabajando desde casa, pero son situaciones a las que hay que prestarles atención.

Ya sea para nuestra salud física o mental, es importante elegir bien dónde y cómo se va a llevar a cabo el trabajo.

¿Y qué tienen que ver las cortinas en esto? ¡Pues mucho! Ya que la iluminación en un elemento primordial para trabajar y gracias a éstas, puedes lograr la luz adecuada.

Iluminando las ideas en tu lugar favorito

Para muchos, trabajar desde casa es un privilegio, ya que se tiene todo al alcance de la mano y, además, es un espacio familiar.

Sin embargo y, de seguro a muchos les sucedió, por la contingencia sanitaria, el home office obligó a improvisar un lugar para trabajar.

¿Pero este lugar cumple las condiciones necesarias para trabajar en un ambiente cómodo y acogedor?

En primer lugar, debes buscar un espacio que sea tranquilo y sin ruido, aunque sabemos que muchas veces esto se hace difícil.

Pero lo ideal es que busques y te quedes en el lugar donde puedas estar tranquilo y relajado.

“Si vamos a trabajar desde casa, es primordial encontrar un espacio que cuente con toda la comodidad para rendir como se debe. Si se improvisa, entonces hay que prestar atención a detalles como el escritorio, una silla cómoda y, por supuesto, la iluminación, no dejar de recibir luz natural que ayudará mucho a regular nuestros ritmos, aún dentro de esta cuarentena”, comentan los expertos de Reggia.

Otro consejo indispensable es la iluminación, y no sólo hablamos de la luz artificial que puede provenir de una lámpara de escritorio.

Hablamos de la luz natural que es indispensable para nuestro cuerpo y nuestro cerebro.

Una buena opción es usar cortinas que permitan el control total del acceso de la luz como las cortinas enrollables «2 en 1» que cuentan por un lado con la calidez y elegancia de una tela traslúcida, que dará el toque justo de luz natural, evitando además el exceso de rayos UV que puede deteriorar los muebles.

Y, por otro, lo práctico del blackout que otorga la oscuridad absoluta, permitiendo una excelente privacidad si así lo deseas.